Wednesday, November 13, 2019

Preaching To Myself... (Predicándome a Mí Misma...)

Several years ago I wrote the words below. At that time, I thought I had learned this lesson. I thought I was pretty good at following God wherever He would lead me without fear… (funny, right?).  

Many years, a few traumatic experiences, and several faith-testing lessons later – I feel the need to preach this message to myself once again. So I’m sharing it here, to remind myself, and to encourage you, if you’re feeling in need of this truth today as well. 

Grace and peace,
-Joanna


Safest Place

I was eleven when my mom decided God wanted us to move to Colombia, South America, as missionaries. Some people thought she was crazy. A widow taking four kids to a drug-lord and guerrilla-infested country… What was she thinking?

I’ll never forget what she said to us: “The safest place to be is in the center of God’s will.” Wherever God wanted us to be was the safest place for us to be, even if it was Colombia.

Proverbs 10:29 says, “The way of the LORD is a refuge for the righteous.” That doesn’t mean if we follow God we’ll never experience any harm or problems. It means that when we walk in God’s way, we know that whatever happens is part of His plan for us. He will take care of us. He will be our Refuge. 

What does it mean to be in the center of God’s will? It means we obey what God has taught us in His Word, the Bible. It means we take all our decisions and choices to God in prayer. We wait for Him to show us what He wants us to do. Then we follow where He leads us. 

God already knows everything about my life, and yours. He knows what we need and what is best for us. When we choose God’s way instead of our own, we can have confidence that we’re living the best life possible. 

Whether it’s going to a foreign country, changing jobs, or walking next-door to help a neighbor – the safest and best place to be is where God wants you to be. 

No matter what happens, don’t let fear of the unknown keep you from following the God you do know. He loves you, and He is with you.

What is God asking you to do that seems scary to you? Remember, He is your Refuge, and His will for you is the safest place to be. 


Predicándome a Mí Misma...

Hace varios años escribí las palabras a continuación. En ese momento, pensé que había aprendido esta lección. Pensé que era bastante buena siguiendo a Dios sin miedo a donde fuera que Él me guiara.. (divertido, ¿verdad?).

Después de muchos años, algunas experiencias traumáticas y varias lecciones de prueba de fe, siento la necesidad de predicarme este mensaje una vez más. Así que lo comparto aquí, para recordarme y alentarte, si sientes que tú también necesitas esta verdad.

Gracia y paz
-Joanna


El Lugar Más Seguro

Cuando yo tenía once años mi mamá decidió que Dios quería que nos mudáramos como misioneros a Colombia, América del Sur. Algunos pensaron que estaba loca. Una viuda llevando cuatro hijos a un país narcotraficante e infestado de guerrilla… ¿Qué estaba pensando? 

Nunca olvidaré lo que nos dijo: "El lugar más seguro para estar es en el centro de la voluntad de Dios". Donde Dios quería que estuviéramos era el lugar más seguro para nosotros, incluso si era Colombia.

Proverbios 10:29 dice: “El camino de Jehová es fortaleza al perfecto”. Eso no significa que si seguimos a Dios nunca experimentaremos ningún daño o problema. Significa que cuando caminamos en el camino de Dios, sabemos que pase lo que pase es parte de Su plan para nosotros. El cuidará de nosotros. Él será nuestro Refugio.

¿Qué significa estar en el centro de la voluntad de Dios? Significa que obedecemos lo que Dios nos ha enseñado en Su Palabra, la Biblia. Significa que llevamos todas nuestras decisiones y opciones a Dios en oración. Esperamos que Él nos muestre lo que quiere que hagamos. Luego le seguimos a donde nos dirija.

Dios ya sabe todo sobre mi vida y la tuya. Él sabe lo que necesitamos y lo que es mejor para nosotros. Cuando elegimos el camino de Dios en lugar del nuestro, podemos tener confianza de que estamos viviendo la mejor vida posible.

Sea ir a un país extranjero, cambiar de trabajo o ir a la puerta de al lado para ayudar a un vecino, el mejor y más seguro lugar para estar es donde Dios quiere que estés.

Pase lo que pase, no dejes que el miedo a lo desconocido te impida seguir al Dios que conoces. Él te ama y está contigo.

¿Qué te está pidiendo Dios que hagas que te parezca aterrador? Recuerda, Él es tu Refugio, y Su voluntad para ti es el lugar más seguro para estar.

No comments: